2 sentenciados por tentativa de asesinato contra funcionario judicial

BOLETÍN DE PRENSA FGE Nº 570-DC-2019

2 sentenciados por tentativa de asesinato contra funcionario judicial

Una persona privada de la libertad (sentenciado otra vez) sería el autor intelectual del delito, en represalia a una sentencia emitida anteriormente.

Milagro (Guayas), 31 de octubre de 2019.- La Fiscalía del Guayas consiguió la sentencia de dos ciudadanos a una pena de catorce años y seis meses de privación de libertad por el delito de tentativa de asesinato, perpetrado contra un funcionario judicial. El hecho ocurrió el 2 de febrero de 2019, en la ciudad de Milagro.

En la audiencia de juzgamiento del miércoles 30 de octubre en la Unidad Judicial de Milagro, los procesados Alan Gustavo A. G. y Ariel Armando G. T. fueron condenados tras haberse comprobado su culpabilidad, evidenciada con las pruebas testimoniales y documentales presentadas por el fiscal Walter Romero Jaén, entre las que constaron el parte policial, el reconocimiento del lugar, reconstrucción de los hechos, el informe investigativo de campo y balístico, el análisis, explotación y extracción de información a los teléfonos celulares de los procesados y evidencias (moto, documentación, arma y municiones), que se encuentran en cadena de custodia.

En la audiencia, además, se presentaron doce testigos, entre ellos –como principal medio probatorio– el testimonio de la víctima y de sus familiares, y las comparecencias de médicos y agentes de la Policía Judicial y de Criminalística.

Los jueces del Tribunal Penal del Guayas, Nancy Maldonado, Stalin Loor y María Serrano, dictaron la sentencia, que contempla el pago de una multa de 700 salarios básicos (275.800 dólares) y una reparación integral de 3.160 dólares para la víctima. Además, dispusieron la prohibición de que los procesados se acerquen –por cualquier medio o terceros– a la víctima y testigos del hecho, o cometan actos de intimidación hacia ellos o su núcleo familiar; la emisión de una boleta de auxilio y tratamiento médico y psicológico para todos los perjudicados.

Antecedentes

El 2 de febrero de 2019, desconocidos en una moto balearon la vivienda de un funcionario judicial y su familia en la ciudad de Milagro. Afortunadamente, ninguno resultó herido.

En un operativo policial desplegado esa noche, Ariel Armando G. T. fue detenido y se le decomisaron su teléfono celular, la alimentadora del arma utilizada y cartuchos sin percutir, que luego de las pericias realizada por Criminalística, coincidieron con las que utilizaron en el atentado criminal.

De la extracción de información al celular, con autorización del Juez competente, se identificaron llamadas entrantes de una persona privada de libertad, que ya cumplía una condena en la Penitenciaría en Guayaquil, identificado como Alan Gustavo A. G., quien habría planificado el hecho como venganza de una pena impuesta por el funcionario judicial en un proceso anterior.

Dato jurídico

Fiscalía basó su acusación en el artículo 140, numerales 4, 5 y 10, del Código Orgánico Integral Penal (COIP), que sanciona el delito de asesinato con pena privativa de libertad de veintidós a veintiséis años; en concordancia con el artículo 39 del mismo cuerpo legal, que condena el delito de tentativa con uno a dos tercios de la pena prevista, en caso de que el delito se hubiera consumado.

 

 

 

Información de contacto:

Dirección de Comunicación Social

[email protected]

Teléfono: 3985800 Ext. 17312